14/07/2010

El conflicto podría desbordarse; persiste la tibia participación de las autoridades

Bases zapatistas e integrantes de la OCEZ-RC disputan predio en Chiapas

Hermann Bellinghausen
Enviado
Periódico La Jornada
Miércoles 14 de julio de 2010, p. 17

San Cristóbal de las Casas, Chis. 13 de julio. La comunidad Candelaria El Alto (municipio Venustiano Carranza), adherente a la otra campaña y copropietaria del predio El Desengaño, se encuentra en un conflicto, que podría desbordarse, con miembros de la Organización Campesina Emiliano Zapata-Región Carranza (OCEZ-RC). Ambas agrupaciones entrecruzan versiones y acusaciones sobre dicho predio.

La comunidad sostiene que fue comprado por nuestros padres y abuelos, quienes tardaron años en pagarlo (al terrateniente Magín Orantes). Allí eran peones acasillados desde 1950. La posesión es legítima y legal, insisten, amparada por escrituras públicas de noviembre de 1992 y julio de 1997. Fue hasta esos años cuando legalizamos las tierras, porque poco a poco fuimos consiguiendo el dinero para pagar los trámites.

Citan que los de la OCEZ-RC dicen llevar 10 años en nuestras tierras, pero eso es mentira; desde 1996 nos invadieron 95 hectáreas y estuvimos denunciando al gobierno sin que hiciera caso. En 2004 se firmó un acta de acuerdo con la OCEZ-RC, donde por sus presiones y amenazas decidimos dejarles las 95 hectáreas. En el acta, éstos se comprometieron a no seguir invadiendo y vivir en paz, pero un año después otra vez invadieron, diciéndose dueños de otras 185 hectáreas. Estamos cansados de sus mentiras, agresiones y amenazas, pero tenemos miedo, porque ellos denuncian como si fueran las víctimas.

Por su parte, la OCEZ-RC, en comunicación con el secretario de Gobierno, sostuvo el pasado día 9 que sus seguidores en San José La Grandeza recuperaron esos predios hace 10 años, y exigió una mesa de diálogo en el palacio de gobierno, en Tuxtla Gutiérrez. También reiteró su acusación de que los adherentes a la otra campaña de Candelaria son los agresores; incluso los han tildado de prestanombres del finquero y paramilitares.

Éstos replican: “Queremos dejar claro que no somos un grupo paramilitar. Ellos son los que andan uniformados y armados. Nos han lanzado amenazas muy fuertes, usan la violencia, pues hirieron de bala a un compañero. Cuando entran a nuestras tierras matan nuestras pocas vacas, roban bombas, monturas, machetes, coas, azadones y relojes. Tiran balas. Desde esos años, cuando empezaron a invadirnos, tiraron la casa de la finca y la ermita. Se cubren los rostros y llevan armas de alto calibre. Metimos demandas ante las autoridades y no hubo respuesta. Han pasado 5 años de vivir amenazados, con temor a trabajar nuestras tierras”.

Los campesinos de Candelaria señalan: Cuando vuelven a invadir nuestras parcelas usan las mismas estrategias, con pasamontañas, armas de fuego y amenazas. Así han ganado otros predios, como El Prado, El Chaparral, Santo Domingo, San José La Rivera y El Paraíso, y algunos los venden. En los últimos meses quemaron el monte, como si fuera de ellos. Ya no vamos a dar una cuarta más de nuestra tierra, aunque nos ofrezcan millones, porque es lo único que tenemos.

Recuerdan que el 27 de abril, mientras trabajaban, muy tempranito, comenzó a llegar gente vestida de negro, con armas, por grupos, poniendo banderas rojo y negro en los árboles, y nosotros corrimos. Un compañero trató de bajar las banderas para tener prueba y comenzaron a dispararnos. Luego, los de la OCEZ-RC denunciaron que fueron emboscados, siendo que ellos nos agredieron en nuestras tierras.

El 6 de julio, 60 personas vestidas de negro y armadas retuvieron cuatro horas a tres campesinos que trabajaban su parcela. “Quemaron el pastizal de nuestras milpas, fumigaron la caña, hicieron destrozos en nuestros huertos; se llevaron la fruta y sembraron maíz. Cortaron los alambres que dividen nuestras parcelas. ¿Será que una organización campesina que defiende a los pobres puede actuar así contra los propios campesinos que no son de su organización?, pregunta la comunidad Candelaria El Alto, y exige al gobierno que intervenga y les compre su tierra por otro lado.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario