24/03/2011

Sus críticas representan injerencismo y agravio, afirman diputados

Lo dicho por el jefe de la Casa Blanca, enorme desprecio al Presidente mexicano


Roberto Garduño, Enrique Méndez y Víctor Ballinas
Periódico La Jornada
Jueves 24 de marzo de 2011, p. 7

El mandatario estadunidense, Barack Obama, manifestó el enorme desprecio que siente hacia Felipe Calderón y su estrategia de combate al crimen organizado, advirtieron los diputados Alejandro Encinas y Mauricio Toledo (PRD), así como Pedro Vázquez y Enrique Ibarra (PT).

Los legisladores coincidieron también en que la declaración del jefe de la Casa Blanca representa una injerencia a nuestra soberanía y un agravio al pueblo de México.

Encinas Rodríguez señaló que Obama reprueba con su postura la guerra de Felipe Calderón contra la delincuencia organizada, “porque sólo da palos de ciego y llega a ser una ficción al llevarla al extremo de la mediatización pública.

Calderón debe rectificar y entender que la solución al tema de la delincuencia organizada se encuentra en crear empleos con mejores salarios.

–¿Qué representa la referencia a Calderón en el discurso de Barack Obama? –se le preguntó al perredista.

Fue directo. Manifiesta una visión del gobierno más poderoso del mundo respecto de uno de sus subordinados; es de enorme desprecio, no sólo a Calderón sino al país.

También Mauricio Toledo endureció su respuesta al referirse al fracaso y mediocridad de la política anticrimen emprendida por la administración calderonista. No ha ido al fondo del asunto. El tema de la delincuencia no se ataca con más policía y acciones punitivas, se combate con políticas públicas de alta incidencia en educación, cultura, empleo y desarrollo social.

El representante perredista refirió que la PGR y la SSP federal son ejemplo de la corrupción que impera en las esferas gubernamentales. La delincuencia organizada ha penetrado esas instancias, y el gobierno federal debería aceptar, con una dosis de corresponsabilidad, que ha sido permeado por los delincuentes y narcotraficantes.

Pedro Vázquez, por su lado, calificó la declaración del mandatario estadunidense de inaceptable, grosera e intimidatoria. Barack Obama es mañoso porque no sólo ofende a la figura de una persona, en este caso la de (Felipe) Calderón, sino implica a todo un país y su sociedad. ¿Por qué no ha emitido un informe sobre el tráfico de drogas en su país, la venta de armas y el lavado de dinero? Esos son los temas que deben abordarse en la relación y no andar descalificando a un presidente que no ha dado muestras de saber defenderse.

Confirmación de que somos un Estado fallido

En su turno, el legislador del PT Enrique Ibarra consideró también que la declaración del presidente Barack Obama es injerencista. Esto es muy grave porque significa una intromisión abierta en asuntos internos de México. Con esto los estadunidenses confirman que México es un Estado fallido.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario