10/12/2010

Con el actual sistema penal las mexicanas pasan de víctim...



Urge una reforma con perspectiva de género

Por Gladis Torres Ruiz

México, DF 9 dic. 10 (CIMAC).- En México es urgente reformar el sistema penal porque al no estar diseñado con perspectiva de género, impide a las mujeres acceso a la justicia y ellas pasan de ser víctimas a victimarias, en muchas ocasiones obligadas a pagar sentencias injustas que violentan sus Derechos Humanos (DH), coincidieron en San Lázaro especialistas en la materia.

Durante la presentación de los estudios: "Construcción de un marco conceptual del derecho de acceso a la justicia para las mujeres con perspectiva de género"; y Propuesta de Reforma del sistema penal mexicano desde los DH de las mujeres"; las ponentes coincidieron en que el sistema penal mexicano no esta hecho para las mujeres toda vez que lejos de protegerlas las violenta.

En la Cámara de Diputados, durante el foro convocado por el Centro de Estudios para el Adelanto de las Mujeres y la Equidad de Género, Julia Suárez Cabrera, maestra en derecho afirmó que en nuestro país el acceso a la justicia de las mujeres no esta garantizado, por lo que es necesaria una reconceptualización de los contenidos de los códigos y leyes en materia de justicia penal, en las que se distinga la diferencia entre mujeres y hombres.

Es necesario, dijo, garantizar el acceso a la justicia para las mujeres marcando su condición de género, es decir que la ley expresamente, claramente, faculte y señale los términos en que tienen que actuar las y los juzgadores al respecto.

Esto aseguraría, "que la manera en que se juzga a las mujeres no quede a la sensibilidad o buen criterio de quien juzgue, sino que esté obligado a seguir protocolos que protejan sus DH", señaló.

De no reformarse, tomando en consideración la condición y posición de género en que están las mexicanas, no se estarán adoptando las medidas eficaces para lograr el acceso real de las mujeres a la justicia, enfatizó la consultora en defensa de los DH.

La maestra Claudia Domínguez Hernández, señaló que en las relaciones interpersonales de la sociedad mexicana, se manifiestan claras relaciones de poder entre mujeres y hombres, en los que prevalece la discriminación y la violencia contra ellas por su condición de ser mujeres.

Esas relaciones han sido legitimadas por el Estado, cuando son reproducidas de manera intacta en la normativa penal que regula el sistema de justicia en el país, donde de jure y de facto, (derecho y hecho) se presenta una exclusión a las mujeres, quienes cuando solicitan el amparo y protección de la justicia, se enfrentan con un sin número de obstáculos que les impiden ejercer su garantía al derecho humano de acceso a la justicia penal.

"En nuestro país las mujeres de ser víctimas, pasan a ser victimarias, es necesario incorporar la perspectiva de género, en los procesos de investigación de los casos a cargo de los operadores de la procuración y administración de justicia", reiteró.

Esto resolvería con mayor certeza jurídica y mediante un debido proceso el derecho humano a la seguridad jurídica que tienen las mujeres de manera formal, pero que en la práctica, muy difícilmente el Estado les garantiza, aseveró.

La consultora en justicia de género y ciudadanía, insistió en que se deben establecer los mecanismos judiciales idóneos para facilitar el real acceso a la justicia penal para las mujeres.

El Estado mexicano esta obligado a diseñar estrategias para incorporar la perspectiva de género y organizar todo el aparato gubernamental para que las mujeres puedan acceder a la justicia, enfatizó Domínguez Hernández.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario