12/07/2011

Punto de acuerdo en el Congreso para pedir el retiro del Ejército


Exigen diputados de Morelos la destitución de jefe militar

El comandante Díaz Pérez negó información del joven Jethro Ramsés

Rubicela Morelos Cruz
Corresponsal
Periódico La Jornada
Martes 12 de julio de 2011, p. 22

Cuernavaca, Mor., 11 de julio. Los diputados locales aprobaron por mayoría de votos un punto de acuerdo mediante el cual solicitaron a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) la destitución inmediata del comandante de la 24 zona militar, Leopoldo Díaz Pérez. Asimismo, exhortaron al comandante supremo de las fuerzas armadas, Felipe Calderón Hinojosa, a que ordene el regreso de los militares a sus cuarteles y que abandonen las labores que no les corresponden.

Jorge Arizmendi García, diputado del PRI, llevó a la tribuna este punto de acuerdo, el cual fue votado a favor por 18 legisladores, luego que dos soldados del 21 batallón de infantería de la 24 Zona Militar, confesaran que torturaron y asesinaron a Jethro Ramsés Sánchez en sus instalaciones, hecho que había negado el comandante Leopoldo Díaz Pérez cuando el Poder Legislativo le pidió información.

El pasado primero de mayo, el joven fue detenido por policías municipales, quienes lo entregaron primero a agentes federales y éstos, en presencia de los municipales, a una patrulla militar. El argumento para ello fue que los jóvenes –Jethro Ramsés y su primo Horacio Hernández, también golpeado, pero que logró sobrevivir y dar testimonio– habían dicho que eran miembros de un cártel.

“Se solicita a la Secretaría de la Defensa Nacional la destitución inmediata del comandante de la vigesimocuarta Zona Militar, Leopoldo Díaz Pérez, y nombre en su lugar a un nuevo comandante… después de lo ocurrido con el joven Jethro Ramsés Sánchez, a quien dos militares aceptaron haber torturado y asesinado; no es deseable ver vehículos blindados y camuflados ni tampoco al personal que transportan en las calles de los municipios de Morelos”, expresó el diputado Arizmendi en tribuna.

Subrayó que ante el lamentable desenlace en el caso de Jethro Ramsés, hoy la presencia militar en el estado se asume como un riesgo, sobre todo para los jóvenes, y no como un factor para proveer seguridad y certeza a la población.

También exhortó al gobierno federal y a las secretarías de la Defensa Nacional y de la Marina Armada de México para que replieguen e inhiban la participación de elementos de las fuerzas armadas en el ámbito de actuación que compete exclusivamente a las autoridades civiles en materia de prevención de los delitos, procuración e impartición de justicia, subrayó el legislador priísta.

El legislador perredista Fidel Demédisis Hidalgo reprobó la violación a los derechos fundamentales que han sufrido algunos morelenses a manos de militares y dijo que, pese a que están en las calles, no han contrarrestado el poder de las organizaciones criminales, por lo que reiteró que deben regresar a sus cuarteles y dejar de hacer labores que no les corresponden.

Criticó que los policías municipales y luego federales entregaran a los jóvenes a los militares cuando no tienen facultades para ello, porque si los muchachos habían cometido un delito tenían que ser presentados ante el agente del Ministerio Público o la Policía Federal, que sí tiene esas atribuciones en el marco jurídico. Jethro y Horacio Hernández fueron detenidos en los terrenos de la Feria de Cuernavaca, después de participar en una riña.

El punto de acuerdo se discutió y aprobó en la sesión de hoy. Estaban presentes sólo 19 legisladores, de los cuales el coordinador de los diputados del PAN, Luis Miguel Ramírez Romero, se abstuvo.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario