14/01/2011

Rius, promotor de la empresa, invita a los ciudadanos a "hacer a un lado el miedo"

Medios informativos y unos 50 moneros se suman a la campaña ¡Basta de sangre!


Mónica Mateos-Vega
Periódico La Jornada
Viernes 14 de enero de 2011, p. 12

Alrededor de 50 caricaturistas en todo el país y varios medios de comunicación se han sumado a la campaña ¡Basta de sangre!, que lanzó el lunes el historietista Eduardo del Río, Rius, la cual busca darle a los ciudadanos la oportunidad de expresar su encabronamiento ante la situación de violencia que se vive en el país.

Así lo informó el monero ayer al término de la mesa redonda en la que analizó la faceta de José Clemente Orozco como dibujante, a propósito de la exposición dedicada al muralista que se presenta en el Antiguo Colegio de San Ildefonso.

Rius, quien estuvo acompañado por sus colegas Rafael Barajas El Fisgón, Gonzalo Rocha y Antonio Helguera, explicó que con su iniciativa “no pedimos que las personas hagan algo heroico como irse a la guerrilla, o realizar una marcha vestidos de blanco con velitas en mano, ni hacer una mitin para desquiciar el tráfico o un plantón frente a Los Pinos, que son acciones que, ya vimos, no han servido de mucho.

Queremos, ilusamente, que los ciudadanos hagan a un lado el miedo y que se lo hagan saber a esa gente que está arriba, en el poder. Es cierto que sólo somos una docena de locos, pero confiamos en contagiar a más personas, que hagan suya esta campaña, porque sólo el pueblo es el que defiende al pueblo.

El autor de Los Supermachos animó al público a manifestarse contra la voluntad de un solo hombre (Felipe Calderón) que está decidiendo por millones llevar a cabo su guerrita. ¿O lo consultó con alguno de ustedes? Él vino a mover un avispero, pero se refugia en su búnker y nos ha dejado a merced de las avispas.

Reiteró la propuesta de realizar carteles con la leyenda ¡Basta de sangre! y colocarlos en automóviles o en las ventanas de las casas, de aquí en adelante, hasta que esto pare. Por lo pronto, añadió, la campaña se ha difundido bastante bien en Internet, mediante redes sociales como Twitter y Facebook.

Jóvenes presentes en el anfiteatro Simón Bolívar, donde se realizó la mesa redonda, mostraron a los moneros su pancarta, mientras una muchacha exhibió una bolsa con la imagen diseñada por Alejandro Magallanes para sumarse a la campaña.

Rius, quien vive en Tepoztlán, Morelos, narró que hace unos días repartió en esa localidad volantes con su propuesta, pero algunas personas rechazaron tomar los papeles, por miedo. No me comprometa con estas chingaderas, no puedo pegar esto aquí porque me quitan mi dinero del programa Oportunidades, “yo no lo puedo poner en mi casa porque ya no me van a dar mi lana para los viejitos”, son algunas de las excusas que varios vecinos le dieron, expresó.

Un reportero de Sinaloa, continuó, le comentó que en ese estado pegar en el auto un cartel con la leyenda ¡Basta de sangre! es un llamado seguro a que nos ametrallen.

Pero Rius pidió no desanimarse: Si nos callamos, esto va a seguir de por vida. Pasemos del miedo a las acciones. Con esta campaña pretendemos, precisamente, que las personas recuperen el valor. Prefiero esta clase de utopía a no hacer nada. Y necesitamos más cómplices.

Restó importancia a los comentarios del secretario del Trabajo y Previsión Social, Javier Lozano Alarcón, quien señaló que la campaña promovida por el caricaturista es casi mezquina e irresponsable, por pretender imputar al gobierno federal la responsabilidad de la violencia desatada en el país.

A lo anterior se suma que ni Televisa ni Tv Azteca han dicho ni media parabra de la iniciativa, agregó Rius, pero ya sabemos cuáles son sus estrategias para minimizar la voz de los ciudadanos, y esto es una bola de nieve que seguirá creciendo.

El Fisgón argumentó que una sociedad democrática no debe estar atada al miedo y a la violencia, y refirió que también se trata de cuestionar la opacidad en la que el gobierno federal ha realizado su lucha contra el narcotráfico, la cual ha provocado 34 mil muertos, más que los que hubo en Afganistán, país que sí admite que está en guerra, en el mismo periodo. Además, son los grupos en el poder los que propician el miedo en la sociedad para desmovilizarla, y no debemos permitirlo.

Helguera comentó que en medio de esta suerte de tobogán sin fin en el que se encuentra el país “es valioso que se alce una voz con una propuesta como la de Rius porque se trata de una persona con autoridad moral, ante un hecho que es a todas luces inmoral”.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario