22/11/2010

Más de 200 grupos campesinos y obreros integran frente de lucha

Lo forman STUNAM, SME y CNTE; rechazan política económica

Patricia Muñoz Ríos
Periódico La Jornada
Lunes 22 de noviembre de 2010, p. 16

Más de 200 organizaciones sindicales, campesinas y sociales acordaron crear un frente político de unidad y lucha, el cual aglutinará el descontento popular que hay contra el gobierno en todo el país y el modelo económico que ha instrumentado.

Sindicatos como el de Telefonistas, de Trabajadores de la UNAM (STUNAM), el Mexicano de Electricistas (SME), Tranviarios, varias secciones de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), el de mineros; el Movimiento de Liberación Nacional, el Movimiento Nacional para la Unidad de las Izquierdas, son algunas de las dos centenas de organizaciones que participaron en el congreso social Hacia un nuevo constituyente y firmaron la declaración para unificarse en este frente.

En el cierre del congreso, que se llevó a cabo en la sede del Sindicato de Telefonistas, líderes de diversas organizaciones ofrecieron una conferencia de prensa en la que sostuvieron que en respuesta al hecho de que el gobierno federal no ha cumplido con sus tareas fundamentales; que el país vive una crisis sin precedente, en la que la tercera parte de la población económicamente activa está desempleada o subempleada y que se están tomando políticas erráticas, como la militarización del país, determinaron unir las luchas en una organización que pueda incidir en la toma de decisiones.

Reseñaron que en este encuentro hubo 777 delegados, de más de 200 organizaciones, y se sumaron a la declaración final otras 81 representaciones campesinas y civiles como la de los opositores a la presa de La Parota; La Unión Nacional de Organizaciones Regionales Campesinas Autónomas y la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca.

Fuerza popular contra la oligarquía

En la conferencia, el secretario general adjunto del sindicato de telefonistas, Jorge Castillo, señaló que hay una coincidencia plena en que es necesario conformar un frente común, no sólo ante las acciones que está tomando este gobierno contra los trabajadores y todos los sectores sociales del país, sino por la situación política que se avecina; mientras el líder del SME, Martín Esparza, indicó que se trata de conformar una fuerza popular que dé la pelea a la oligarquía, mientras el secretario del exterior del gremio, Fernando Amezcua, planteó que se requiere un movimiento que incida en el cambio de modelo económico.

El dirigente de la Alianza de Tranviarios, Benito Bahena, indicó que los sindicatos y organizaciones independientes no van a sentarse a esperar a ver si quien llegue en 2012 tiene ánimos democráticos o un plan alternativo de país, sino que este nuevo frente va a proponer un nuevo proyecto de nación. Carlos Galindo, del STUNAM, señaló que el plan para enfrentar la política gubernamental es urgente, porque se están desmantelando sectores fundamentales, como el de la educación pública.

Los acuerdos tomados por las organizaciones son: construir el poder popular que derive en la convocatoria hacia un nuevo constituyente; formar comisiones organizadoras estatales en las 31 entidades federativas y el Distrito Federal, o realizar un nuevo encuentro del Congreso Social el 5 de febrero de 2011.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario