05/11/2010

Exigen mineros a Gobernación reiniciar pláticas para resolver huelgas en el sector

Parlamentario y líder obrero del Reino Unido vienen a México a apoyar a trabajadores

Hace 4 meses que Blake Mora ofreció intermediar y ni siquiera ha llamado, señala un líder del gremio

Patricia Muñoz Ríos
Periódico La Jornada
Viernes 5 de noviembre de 2010, p. 21

El Sindicato Nacional de Trabajadores Mineros, Metalúrgicos y Similares de la República Mexicana (SNTMMSRM) demandó reiniciar cuanto antes negociaciones con la Secretaría de Gobernación, cuyo titular, José Francisco Blake, ofreció intermediar para encontrar una solución al conflicto, y desde hace cuatro meses no ha vuelto a llamar a los representantes del gremio, lo que indica el poco intereses gubernamental en dar una salida a este tema y resolver las huelgas de Cananea, Sonora; Taxco, Guerrero, y Sombrerete, Zacatecas.

Señaló lo anterior Sergio Beltrán Leyva, secretario del interior, exterior y actas del SNTM- MSRM, en conferencia de prensa que ofreció en forma conjunta con James Sheridan, parlamentario del Reino Unido por el Partido Laborista, y Richard O’Brien, director de la United Workers (una de las mayores centrales obreras) de esa nación.

Sheridan, O’Brien y Ayewon Chong, de la oficina de Defensa de los Derechos de los Trabajadores de la Federación Internacional de Trabajadores de la Industria Metalúrgica (FITIM), están en México para dar apoyo a la lucha de esta organización, para lo que se entrevistarán con senadores y diputados, según señalaron. También expusieron que hay preocupación y alarma entre el sector obrero internacional por la visión de que el gobierno mexicano quiere imponer y quitar dirigencias sindicales.

Beltrán Leyva planteó que el sindicato minero no está cerrado ni pretende mantener indefinidamente las huelgas, pero quiere llegar a un acuerdo sobre seguridad con Grupo México. Sin embargo –dijo–, el gobierno federal no ha podido sentar a negociar con los trabajadores a ninguna representación del corporativo.

Explicó que el sindicato ha tenido disposición de llegar a una solución con este consorcio por medio del diálogo, pero no ha sido posible porque la empresa nunca se ha sentado a una mesa de debate y el gobierno no la ha obligado a ello; prefiere mantener en Cananea a mil 500 efectivos de la Policía Federal antes que negociar con los mineros un acuerdo para reactivar operaciones. Incluso –señaló–, ha estado más dispuesto a alimentar una disidencia irreal en el gremio, la cual sólo es de algunos cientos de trabajadores, no de 20 mil, como se quiere hacer creer.

El secretario del interior y exterior indicó que el conflicto lleva más de cuatro años, tiempo en el cual nunca ha habido acercamientos de la empresa. Dijo que la disidencia es muy poca y que ni siquiera se le puede llamar así, porque en realidad sólo son algunos representantes seccionales que son apoyados financieramente por Grupo México para que intenten destruir el sindicato.

Por su parte, James Sheridan comentó que su intención de reunirse con algunos legisladores es para buscar mecanismos de apoyo y lograr destrabar este conflicto tan prolongado, y sobre todo resolver las huelgas. Sería mucho más productivo para las empresas sentarse a negociar que seguir con la persecución penal de este gremio –dijo–, por lo que llamó a sindicato, empresa y gobierno a dialogar en la búsqueda de un acuerdo.

Durante la conferencia, en la que también estuvo presente Benjamin Davis, de la organización de los Steelworkers, Sheridan y O’Brian dijeron estar dispuestos incluso a entrevistarse con los llamados disidentes, mientras la representante de la FITIM, Ayewon Chong, indicó que la existencia o no de un debate interno en el gremio minero de ninguna forma implica que se deben borrar hechos como el homicidio industrial que se cometió en el yacimiento de Pasta de Conchos, en Coahuila, y que a la fecha sigue impune.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario