09/09/2011

El endeudamiento interno neto ascenderá a $395 mil millones



Deuda externa por 7 mil mdd más


Juan Antonio Zúñiga y Roberto González Amador
Periódico La Jornada
Viernes 9 de septiembre de 2011, p. 7

Dentro de un escenario macroeconómico no exento de riesgos, la política de ingresos para 2012 propuesta por el Ejecutivo federal a la Cámara de Diputados contempla la contratación de hasta 7 mil millones de dólares más de deuda externa y obtener un monto de endeudamiento interno neto hasta por 395 mil millones de pesos, para financiar un déficit fiscal equivalente a 0.2 por ciento del producto interno bruto (PIB) del próximo año.

La política para el manejo de la deuda pública implementada por el Ejecutivo a mi cargo busca mantener una estructura sólida en los pasivos públicos en cuanto a características de tasa, moneda y plazo de vencimiento, a fin de reducir la vulnerabilidad de las finanzas públicas ante posibles perturbaciones externas o internas, que pueden afectar a la actividad económica y financiera en el corto y mediano plazo, sostiene la iniciativa enviada ayer a los legisladores.

Para financiar el presupuesto de gastos del Gobierno del Distrito Federal, se propone un endeudamiento neto de 5 mil millones de pesos para el próximo año. El monto total de los ingresos presupuestarios es de 3 billones 647 mil 907.1 millones de pesos, de los cuales 2.3 billones corresponden al gobierno federal, el cual se propone recaudar un billón 464 mil 799.3 millones de pesos a través del cobro de impuestos, en tanto que los organismos y empresas paraestatales esperan obtener 978 mil 629.6 millones de pesos.

Por derechos a los hidrocarburos, Pemex aportará 759 mil 168.6 millones de pesos a los ingresos del gobierno federal, los cuales representarán 33 por ciento del total.

Durante el último año de esta administración continuará la política de aumentos graduales a los precios y tarifas del sector público. A este respecto, el paquete económico plantea que en 2012 se continuará tomando en cuenta criterios como la relación precio–costo, los precios de referencia nacional e internacional y la tasa de inflación, para la determinación de los precios de los productos y servicios que ofrecen las empresas y organismos del gobierno federal.

Aclara: Para evitar impactos abruptos sobre los niveles de inflación, los ajustes a los precios y tarifas que se apliquen serán periódicos y graduales. A este respecto es importante señalar que las distorsiones en precios públicos tienen un impacto en la economía más amplio que su efecto sobre las finanzas públicas, pues inciden negativamente en el uso de los recursos en la economía, el medio ambiente y la distribución del ingreso.

Elaborada para un escenario de desaceleración en el que la tasa de crecimiento pase de 4 en 2011 a 3.5 en 2012, la iniciativa de Ley de Ingresos considera tres grandes riesgos que podrían alterar las proyecciones anticipadas en el escenario económico sobre el que se elaboraron.

Uno consiste en la posibilidad de que el crecimiento económico mundial y de Estados Unidos sea menor al anticipado; el segundo es que persista la elevada volatilidad en los mercados financieros internacionales, provocada por la fragilidad de los sistemas financieros de algunos países industriales, en particular en Europa.

El tercer riesgo es de carácter geopolítico, definido por la situación de inestabilidad en algunos países del norte de África, la cual podría agravarse y ocasionar repuntes en las cotizaciones internacionales del petróleo y otras materias primas”.

La palabra recesión no figura en la iniciativa.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario