22/09/2011

Ocurrió el 18 de septiembre en un terreno de 178 hectáreas en el poblado Nuevo Purísima




Denuncian invasión de independientes a tierras recuperadas por zapatistas

Sostienen que dinero aportado por la ONU vía el PNUD se utiliza para armar a paramilitares

Hermann Bellinghausen
Enviado
Periódico La Jornada
Jueves 22 de septiembre de 2011, p. 21

San Cristóbal de Las Casas, Chis., 21 de septiembre. Desde el caracol zapatista Resistencia hacia un nuevo amanecer, en La Garrucha, la junta de buen gobierno (JBG) El camino del futuro acusó a los gobiernos federal, de Chiapas y los municipios oficiales de organizar a los paramilitares. Y sostuvo: Claramente está que el dinero que da la ONU por conducto del PNUD es para armar paramilitares contra nuestras bases de apoyo y destruir la autonomía.

Esto, al denunciar provocaciones y despojo de tierras recuperadas del poblado Nuevo Purísima (municipio autónomo Francisco Gómez) por parte de personas procedentes de los barrios Puerto Arturo y San José las Flores en la ciudad de Ocosingo, quienes dicen no pertenecer a ninguna organización, si bien reciben evidente apoyo del ayuntamiento panista.

La JBG sostiene que Felipe Calderón Hinojosa y Juan Sabines Guerrero son los principales dirigentes de los paramilitares. Y cuestiona: ¿Dónde esta la paz que tanto dicen? ¿Esto es la paz, mandar gentes armadas para desalojarnos de nuestras tierras? ¿Esto es el desarrollo que dan las Naciones Unidas?

Los gobernantes no hacen nada porque son los mismos organizadores, los que planean con el dinero de los impuestos del pueblo de México y el de la ONU, gastan en destruir la paz digna que queremos los zapatistas. La JBG advierte: No queremos morir, pero los malos gobiernos nos obligan a morir, porque vamos a defendernos, que quede claro.

Y añade: Sabemos muy bien que son sus planes, con sus mismas mañas, siempre nos están chingando, organizan gente para provocarnos, arreglan escrituras de las tierras recuperadas, o sea provocan conflictos para obstaculizar nuestra autonomía.

Los manipuladores que propician las provocaciones son los presidentes municipales, que pagan a los dirigentes, quienes según la JBG son los mismos que están falsificando los documentos de tierras recuperadas.

El pasado día 18, un grupo de 45 personas, que dicen ser independientes, llegaron a posesionarse en el poblado Nuevo Purísima, en un terreno recuperado de 178 hectáreas donde trabajan bases de apoyo zapatistas. Estas personas son gentes organizadas por el mal gobierno y se prestan para provocar a las bases de apoyo del EZLN. Incluso estas personas fueron transportadas por dos camionetas de tres toneladas de la presidencia municipal de Ocosingo, que encabeza Arturo Zúñiga Urbina.

Al ser interrogada sobre la organización a la que pertenecen, la señora Angélica Matilde, de Ocosingo, quien encabeza al grupo, respondió muy amenazante, y todos respondieron que no tienen organización y dijeron que están dispuestos a lo que salga, que tienen documentos; todos están armados con machete.

El día 19, hacia las 8 horas, otro grupo de 100 personas de la rancherías Las Conchitas y el ejido P’ojcol (municipio de Chilón), que son paramilitares, señala la JBG, “también entraron a ‘posesionarse’ en un terreno recuperado donde trabajan y están nuestros compañeros bases de apoyo del poblado Nuevo Paraíso, que pertenece al municipio autónomo Francisco Villa”. Portando armas de fuego, estas personas comenzaron a medir los alrededores del terreno recuperado.

La JBG asegura que defenderá todas las tierras recuperadas por el EZLN cueste lo que cueste, y lo sabe muy bien el mal gobierno que las tierras recuperadas ya han sido pagadas desde 1994, y ya no vamos a permitir que nos vengan a quitar nuestras tierras ni que sigan despojando y hostigando a nuestros compañeros.

Comunicado de la JBG

No hay comentarios.:

Publicar un comentario